Τροφοδοσία RSS

Archive for marzo 3rd, 2016

ALGUNAS PALABRAS SOBRE POSICIONAMIENTOS Y DEMAS…DE PARTE DE UNO DEL BLOG “POR LA ANARQUIA”

En rigor de la verdad, en principio este texto iba a ser una respuesta al “debate amoral” planteado hace ya algún tiempo. Y ciertamente la idea nos desagradaba. Pues siempre hemos preferido vías de comunicación mas intimas, sabiendo por supuesto que no están exentas a la execrable mirada del enemigo, pero para nada nos seducía la idea de convertirnos en la nueva novela cibernética, y viendo que la cosa se iba desarrollando en ese sentido, preferimos guardar silencio, sin permitir que nadie nos imponga sus tiempos ni sus ritmos. Así, durante los últimos meses, fuimos compartiendo (tanto yo como otros compas) y debatiendo con compañeros, de blogs, de revistas, con alguno de los mismos grupúsculos eco extremistas o con alguno de sus medios de difusión, o con compañeros sin ningún proyecto publico que demostrar, tanto de esta como de otra región, tanto via mail como en persona.

Hoy, quisiera compartir algo que se acerca mas a un posicionamiento que como individuo tengo a la hora no solo de administrar este blog, si no en lo cotidiano.

No me considero, y que quede clarisímo, parte de ningún movimiento, ni anarquista, ni insurreccionalista, ni nihilista, ni liberacionista, ni vegano, ni primitivista, ni ninguno que la imaginación o la invención puedan sugerir.

Esto dista mucho de ser una posición de comodidad o de temor, que no me considere parte de movimiento alguno no quiere para nada decir que desde mi individualidad no actue según algunos parametros que tranquilamente pueden encajar en alguna de las definiciones anteriormente enunciadas. Pero quiero con esto decir que el blog Por la Anarquia no representa a grupo, organización ni tendencia a alguna, salvo la que conformamos, destruimos y reinventamos los que lo llevamos adelante.
Cuando digo Por La Anarquia, no es en un sentido martirológico o mesianico, como puede ser “Por la justicia”, “Por la verdad”, “ Por la patria”, no es una causa a la que tenga que llegar tras años de sufrimiento, un altar en donde consagrar todos mis deseos, una especie de paraíso para no pecadores que han cumplido los santos evangelios de los grandes pensadores ácratas.

Decir Por la Anarquia es decir tensionarme a mi mismo, es decir luchar y enfrentarlos aquí y ahora, es reinvidicar la palabra sin regalarsela al enemigo, pero trayendolá al presente, a lo palpable y también a lo intuitivo. Desempolvarla de los viejos libros que descansan en los estantes de bibliotecas y arrancarla de las bocas putrefactas que lucran con ella. Hacerla sinónimo de peligro, de confrontación, de inconformismo, de busqueda…procurando que viva día a día, en sus múltiples formas, que a veces escapan a la misma definición etimológica.

Espero con esto aclarar de cierta manera porque desde un blog con este nombre se le da espacio a acciones, propaganda o reflexiones de la denominada tendencia eco-extremista.

Pero para ser más explicito, y no me refiero a los compañeros con los cuales ya hemos debatido el tema, se nos acusa desde cierto “purismo” (el cual aborrezco), de publicar accciones que nada tienen que ver con la anarquia o el anarquismo. Y la acusación es cierta. Y no me importa. Ya que lo mismo que se publican noticias de compañeros que pertenecieron o pertenecen a grupos de izquierda armada, lo mismo que se publican atentados realizados por grupos pertenecientes a pueblos originarios, lo mismo publicamos bombazos, incendios o sabotajes llevados a cabo por diversos grupúsculos o por la (o las) ITS y démas grupos eco-extremistas. Esto no en nombre de un pluralismo democrático. No somos nosotros una página de contrainformación dedicada a la traducción de noticias y al corte y pega sin el menor analisís ni critica. Sino que rescatamos prácticas, sentires, escritos, de diversas tendencias, sin dejar que el dedo nos tape la luna. Viendo e intuyendo mucho mas que unas siglas o una denominación condicionante, advirtiendo la sustancia detrás de la impresión corriente.

Yo particularmente, de la tendencia eco-extremista rescato y aprecio el desarrollo que ha tenido en la región mexicana y ahora en parte del cono sur de este continente. Veo saludable la recuperación de las raíces ancestrales en sus discursos y el rechazo a posturas eurocentristas tan presentes hoy en día en el ámbito anarquíco o antiautoritario. El despliegue en sus metodos de ataque, es indiscutible. Temas que solían pasar desapercibidos o eran rebajados a un segundo plano (por aquello que primero esta la destrucción del estado y del capital) hoy cobran cierta relevancia, como ser la postura anticivilización, el rescate del termino “terrorismo” en un sentido “positivo” (algo que es una constante a lo largo de la lucha por la destrucción de lo existente pero que algunos estan muy preocupados en ocultar), y otras cosas, que me guardo de enumerar en este momento, son para mi bocanadas de aire fresco en medio de tanta paralisis o repetición de lugares comunes.

No así comparto el hecho de las acciones “indiscriminadas”, a pesar de declararme abiertamente antisocial, tengo entre mis objetivos prioridades, pero esto solo me atañe a mi, no voy a decirle a nadie como tiene que actuar o como no tiene que hacerlo. Claro esta que por otra parte, jamas me guardare de criticar aquello con lo que no estoy de acuerdo, preferentemente a los directos interesados.

Lo de que “mientras mas victímas mejor” carece en lo discursivo de una fundamentación, y en lo práctico de un ajuste de las miras. Todo según mi punto de vista, claro está. Mas, se pública para conocimiento de aquellos que decidimos salir a enfrentar a esta pútrida realidad, para su debate, su cuestionamiento, su analisís.

Decir “la naturaleza es el bien, la civilización es el mal” aparte de ser reduccionista es contradictorio por lo planteado por gente de esta misma tendencia, al afirmar que se esta más alla de ambos conceptos. La naturaleza y las energías que en ella habitan son ambiguas, términos como “bueno” o “malo” estan demas en este caso y no hacen mas que (quiero creer que de manera inconciente) acrecentar el discurso antropocentrista, según todo lo visto y vivido es catalogado con el idioma del humano.

¿Que decir del festejo de tornados, lluvias, maremotos, y démas supuestos “desastres naturales”? Hoy en día hay bastante información al respecto acerca de como los gobiernos pueden crear todas esas situaciones, festinarlas sin mas me parece un desacierto, las inundaciones en gran parte de esta región no se deben a una venganza de la naturaleza, sino a la propia mano imbécil del hombre que ha deforestado y minado montes en pos de la plantación de soja. En la mayoría de imagenés que comparte cierto blog de estos “desastres naturales” no veo a ningun cientifíco, policía, juez, periodista, tecnocratá, etc, muerto o arrasado, y es porque generalmente estos “desastres naturales” afectan a las zonas mas atrasadas en el maldito mundo del progreso. Ellos pagan lo que otros gozan. Y eso lleva una vez mas a la señalización de clasista, cosa que descarto de lleno. Pero vuelvo al tema de las prioridades, las cuales tengo y de las cuales no reniego.

Desconocer que la mayoría del social es cómplice del sistema de dominación que intenta aplastarnos es estúpido, pero también lo es creer que nuestros enemigos más importantes viajan en trén o que es lo mismo un vendedor callejero que un cientifíco al servicio de una multinacional o de un gobierno. Es innegable que ambos ejemplos sociales, si bien retroalimentandose en la red esclavizante, cumplen diferentes roles, y cortando la cabeza el cuerpo no sigue andando…

No me gusta el facilismo, prefiero los retos, y golpear donde mas duele. Pero como solamente estoy escribiendo en un blog, por prudencia, por respeto, y por coherencia conmigo mismo, no es más lo que puedo agregar sobre el asunto.

En un mismo sentido, no comparto para nada aquello de que las acciones estén libradas a la suerte, como se ha deslizado por ahí, y que en las mismas no hay seguridad para nadie, ni siquiera para quienes la llevan a cabo. Si bien es cierto que no podemos calcularlo todo, sobran manuales, consejos, apreciaciones, comunicados, que explican como reducir los riesgos al minímo, tanto para quienes deciden llevar a cabo una acción, como para terceros que no son nuestro objetivo. Por obvias razones me veo limitado a la hora de compartir experiencias sobre estos temas a través de este medio.

Ahora bien, si la idea es atacar indiscriminadamente, que no se escude esa motivación con la excusa de “atacar teniendolo todo previsto es imposible”, simplemente que se diga que ese es el objetivo y punto…

Continuare de mi parte publicando los comunicados con los que me sienta afín, los que considere necesarios para abrir debates (¡no necesariamente públicos ni con este blog!) y dejando a un lado los que no.

Hasta el momento, de parte de quienes llevan adelante este tipo de ataques no he tenido mayores criticas sobre esta decisión, sorprendentemente si desde blogs que parecieran competir por ser lo ultra de lo ultra. Me tiene sin cuidado lo que digan algunos cibermilitantes a los cuales les sobra el tiempo para elaborar debates amorales por la internet, editarlos en pdf, y enviarlos a todas las páginas…¡menos a esta!

Es un riesgo que se corre el de los “club de fans” cada vez que aparece una nueva tendencia o propuesta en la lucha contra el mundo de la civilización, paso con el insurreccionalismo, paso con la propuesta de la FAI/FRI, un poco con el nuevo nihilismo, y esta pasando con la tendencia eco-extremista. Bajo ningún punto me responsabilizo si en ella se esconden individuos desequilibrados (habría que ver igual en base a que parametros de “normalidad”), o personajes con ansias de figurar, pues lo mismo puede ocurrir, y de hecho ocurre, en el ámbito anarquista y seguramente en tantos otros movimientos de lucha.

De seguro estas líneas sean demasiados moderadas para algunos de la tendencia eco-extremista, y una traición para la mayoría del anarquismo, tal vez se me acuse de quedarme en las medias tintas y no se comprenda que lo que expreso es lo mio, lo propio, lo único. De todas maneras, poco me interesa, no estoy para sumarme ni adherirme a corriente a alguna, sino para expresar lo que siento, y espero no tener que volver a pronunciarme sobre este tema.

Lo dicho.

Complicidad con todos los ataques que busquen minar la paz social.
Adelante en la profundización y agudización del ataque, por nuestros muertos, por nosotros mismos, porque ahora es cuando.

Nigra Truo

No responses yet

AMÉRICA: QUINTO COMUNICADO DE INDIVIDUALISTAS TENDIENDO A LO SALVAJE – 2016

tumblr_mqgzc9jDcl1qz7t0xo1_500

(Enviado al mail)

“Hongos, algas y helechos desprenden esporas, las cuales pueden viajar por kilómetros hasta que se posicionan en un entorno viable para poderse reproducir.”
W.

I
Desde el año 2011, el llamado eco-extremismo ha pasado por varias etapas, la mayoría de estas en territorio “mexicano”, durante esas etapas nos hemos enfrentado a varias problemáticas, amenazas, investigaciones, críticas, difamaciones, discusiones y rompimientos tanto con nuestros viejos andamiajes ideológicos como con nuestros iniciales modus operandi.
En ese año nació ITS, y aunque nuestro primer atentado llevado a cabo contra un nanotecnólogo de la Universidad Politécnica del Valle de México, estaba pensado solamente en ser reivindicado con solo una firma espontanea que se difuminaría entre los demás grupos “anti-civilización” de esos años, decidimos darle seguimiento.
Por tres años expandimos nuestros ataques a siete estados del centro y norte del país, aprendimos, afianzamos, nos criticamos, comprendimos, nos preparamos… Después, en un esfuerzo titánico nos dimos a la tarea de reunir a varios grupos afines que habían actuado con un discurso similar en años pasados sin importar diferencias, dando pie al proyecto de “Reacción Salvaje” (RS), llegado ya el momento se decidió disolverlo para que los individualistas que estuvieron formando parte de los grupúsculos comenzaran la Guerra por su cuenta, pero eso sí, siempre con la mira puesta en la civilización y el sistema tecnológico.
De esa disolución surgió la “Secta Pagana de la Montaña”, el “Circulo Eco-extremista de Terrorismo y Sabotaje”, el “Grupúsculo Indiscriminado”, “Ouroboros Nihilista” y demás grupos que NO reivindican sus actos pero que siguen activos. Mencionados grupos han estado haciendo de las suyas desde la muerte de RS, lo cual nos llena de orgullo y nos hace ver que el eco-extremismo sigue expandiéndose en territorio “mexicano”.

II
Parece ser que la espora viajó a kilómetros de distancia, y nos topamos con una filosa complicidad en el sur de América. Encontrando esta “tierra fértil”, germinando en valiosas individualidades con las que compartimos complicemente las ansias de ataque, hermanándonos en actos y palabras.
Individualistas que se empecinaran en dar golpes certeros contra la mega-maquina tecnológica. Ocuparemos todos los recursos a nuestro alcance en pos del ataque a las estructuras y personas-objetivo. Con fuego, bombas, amenazas y disparos seguimos empecinados. Extendiendo de esta forma las ideas eco-extremistas por las tierras sureñas de Chile y Argentina.
De entre las sombras le hemos damos vida a este proyecto internacional de ataque, coordinación y complicidad contra el tecno-sistema y quienes se encargan de su perfección y/o perpetuación. Con orgullo, los cómplices individualistas del sur enarbolaron las siglas terroristicas de los ITS, junto con nosotros. Adoptando siglas y nombres propios, por el ego del ataque, porque somos individualistas y salvajes.

III
Iniciamos así una nueva fase en la guerra declarada  contra todo lo que represente y sostenga con su pasividad el avance de la civilización y el progreso. Guerra que desde hace miles de años iniciaron nuestros ancestros, defendiendo con fiereza sus estilos de vidas austeras. Apuntando sus antiguas flechas contra las carnes cristianas occidentales, oponiéndose y dando guerra hasta la muerte. Con un orgullo pagano  rescatamos hoy en la actualidad, toda esa sabiduría, tenacidad y arrojo de aquellas primitivas y anónimas vidas, proyectándolas en el ataque contra la civilización hoy.

IV
Nuestras acciones son solo nuestras, no queremos ni permitiremos que se les atribuyan a la “delincuencia común”, ni mucho menos que se presten para “conspiraciones…”, es ahí en donde reside la importancia de reivindicar nuestros actos, animando al mismo tiempo, a que más grupos eco-extremistas germinen en otras partes del globo para golpear contundentemente.

V

“Antes que la ética interesada, cándida, del “sabotaje”, prefiero el terrorismo con  su clara, malvada, lógica lineal.
Antes que la “escasísima retórica” y que la “serena obstinación” del “sabotaje”  prefiero la humana violencia, la ausencia de cálculo e “inconsciencia” de quien  dispara sin pensar en las consecuencias penales.”
A.

Consideramos enemigos a cada uno que contribuya a todo el proceso sistemático de domesticación y alienación, si, los científicos, ingenieros, investigadores, físicos, ejecutivos, humanistas, y ¿porque no? -apoyando la idea y la práctica del ataque indiscriminado- también contra la sociedad en su conjunto.
¿Porque la sociedad? Porque esta tiende al progreso, al progreso del sistema tecnológico e industrial, contribuye a la consolidación y al avance de la civilización. Pudiéramos pensar que ellos son solo borregos que hacen lo que les dicen y ya, pero nosotros no lo vemos tan simple, la gente sigue una línea dentro de este sistema porque quiere, si tuvieran elección seguro que les gustaría vivir como los execrables millonarios, pero se pudren en su pobreza siendo así los eternos fieles sirvientes de un sistema que nos subyuga como animales domésticos.

“(…) los dejamos invitados a fijarse que hay debajo de su asiento cada vez que viajen, en lo que sea. Que resulten heridos o muertos ciudadanos en el accionar contra la civilización, por parte de grupos o individuos radicales, o por algún desastre de la naturaleza salvaje, siempre es lindo.
T.

Desde hace tiempo ya que dejamos de entramparnos en la aburrida moral común-“revolucionaria” del ataque. No tenemos consideraciones por nadie ni por nada, nuestros actos NO dan llamadas de alerta ni delegan responsabilidades. Asumiremos todo lo que venga, TODO.
Estamos en contra  de la filantropía de algunos, y su preocupación cristiana de no herir a “inocentes”. Decimos: “ante cualquier ciudadano (CUALQUIERA), mil veces nosotros”. La masa no merece ningún miramiento, quien siga empecinado en velar por su bienestar, debería cuestionarse el hecho de atacar (con bombas).
Nada, absolutamente nada garantiza que no se hieran civiles. De hecho, nuestros ataques están pensados para causar el mayor daño posible y si en unos de estos atentados caen más vidas de las que teníamos pensado, mejor aún. Y lo decimos de esta manera, sin remordimiento ni culpa, porque estamos totalmente convencidos de lo que pensamos y de la vida que elegimos, y ya lo demostramos con actos concretos: frente al obstáculo sabemos cómo actuar. Las posibles bajas civiles no serán “un error de cálculo”, ya no serán “una consecuencia de esta lucha”, serán una elección, una consiente y placentera ELECCIÓN.

“Porque para el Terrorista Indiscriminado no existe la culpabilidad ética moral, que es inherente a la relación de compensación de la razón, que dice “no”, al provocar una víctima o mutilarla sin haber buscado afectar a la persona que sufrió la agresión de un artefacto explosivo.”
N.

Ya lo habíamos dicho en nuestro primer comunicado, somos Naturaleza Salvaje, aprendemos de ella, sus reacciones son violentas, la naturaleza no se detiene para nada frente a las edificaciones urbanas o rurales, no se detiene ante ciudadanos comunes o ante científicos especializados, no se para, destruye todo a su paso sin morales cristianas, pasando encima de los berrinches e incomodidades de los sujetos de siempre…

Se siente la incomodidad de ALGUNOS por la expansión del eco-extremismo y de nuestras palabras y actos, tanto en el norte como en el sur, digan lo que digan, pese a quien le pese, se indignen para después persignarse, seguiremos ¡ADELANTE!

“Tal vez crees que estos actos son pocos efectivos, tal vez crees que son unos actos de sociópatas, o lo que sea. No queremos cambiar el mundo, preferimos verlo consumido en llamas. Y si no vez que la destrucción de la Tierra, de los ríos, montañas, bosques y océanos, es una verdadera locura, no te podemos ayudar, y no queremos ayudarte. Solo agáchate cuando nos veas llegar.”
C.

Con la fuerza arrasadora de la naturaleza salvaje de nuestro lado:
¡Adelante con la guerra!
¡Frente al silencio, nuestras bombas!
¡Contra todo lo ajeno y por todo lo que hemos ido perdiendo!
¡Propagando la delincuencia terrorista políticamente incorrecta!
¡Abajo los andamiajes morales “revolucionarios”, muerte a la igualdad, muerte al humanismo!
¡En defensa extrema de la naturaleza salvaje!

Individualistas Tendiendo a lo Salvaje-México
-Ouroboros Silvestre (antes “Ouroboros Nihilista”)/Estado de México
-Grupo Oculto “Furia de Lince”/Ciudad de México
-Banda Feral-Delincuencial/Jalisco
-Grupo Editorial “Revista Regresión”/Michoacán

Individualistas Tendiendo a lo Salvaje-Chile
-Sureños Incivilizados/Santiago

Individualistas Tendiendo a lo Salvaje-Argentina
-Constelaciones salvajes/Buenos Aires

No responses yet

UNA GUERRA SIN BAJAS CIVILES: UNA DEFENSA ECO-EXTREMISTA DE LA VIOLENCIA INDISCRIMINADA

(Enviado al mail)

Traducción del texto de “Chahta-Ima”, emitiendo su posicionamiento sobre la violencia indiscriminada eco-extremista.

¡Muerte a la moral cristiana del ataque!

¡Que se chinguen los políticamente correctos!

¡Adelante con los atentados indiscriminados!

¡Por la generalización del conflicto extremista contra el sistema tecnológico y la civilización!

¡Por la conspiración eco-extremista, incontrolable y salvaje!

¡Nada detiene la furia de la naturaleza, entonces, que nada detenga los atentados de los eco-individualistas!


 

Siendo un propagandista eco-extremista, me doy cuenta de las reacciones de los lectores anarquistas e izquierdistas al leer acerca de las acciones de ITS y otros grupos eco-extremistas. La primera reacción suele ser de repulsión. ¿Cómo puede ser que los eco-extremistas ejecuten atentados contra la gente y la propiedad, como incendiar  autobuses o mandar paquetes-bombas donde se puede dañar “civiles inocentes”?, ¿y si un niño se encuentra cerca del explosivo, o qué tal si la secretaria del científico, también una madre y una esposa, abre el paquete y muere en vez del científico?, ¿de dónde viene esta obsesión con la violencia nihilista, donde se mata a los inocentes?, ¿esto no ayuda para la “causa” por la destrucción de la civilización?, ¿no es esto una muestra de que los eco-extremistas están mentalmente perturbados, tal vez están enojados con sus padres, necesitan tomar sus medicamentos, son unos marginados, etc.?

Pero la verdad, la oposición de los izquierdistas, anarquistas, anarco-primitivistas, y varias otras clases de personas que se oponen a la violencia eco-extremista, es hipócrita, es hipocresía al nivel de que Nietzsche y cualquier otro pensador adepto pudiera refutar. Puesto que la civilización, tal como cualquier ideología, se basa en la violencia indiscriminada, y en el esfuerzo de esconder esta violencia de la luz del día.

Vamos a hacer los cálculos: La oposición a la violencia eco-extremista se puede considerar desde el punto de vista de la regla de oro cristiana: “trata a los demás como quisieras que te traten a ti”, “no te gustaría que alguien explotara una bomba en el autobús en donde estás viajando”, “no quisieras perder los dedos en una explosión, o que alguien dispare balas en tu cabeza cuando solamente estás trabajando para salir adelante”, “todos tenemos el derecho de trabajar y ganarnos la vida honestamente”, ¿verdad?  Pero la probabilidad de estar cerca de una explosión eco-extremista es mínima, tienes más probabilidad de ganar la lotería. En comparación, la probabilidad de morir en un accidente de coche es mucho más alta, la probabilidad de morir de una enfermedad causada por comer comida procesada, como cáncer o cardiopatía, es aún más alta.  Uno suele decir en último caso, alguien murió de “causas naturales”, pero por otra parte si alguien muere a raíz de un ataque  —“baja civil”—  en la guerra eco-extremista es una tragedia. Esto es algo absurdo.

Por supuesto, una condena a la violencia eco-extremista en este caso, es una aprobación tácita de la violencia del Estado o de la civilización. Para el liberal burgués, “la violencia terrorista” es horrible, puesto que solamente el Estado puede determinar quién debe perder la vida (por ejemplo, si alguien vive en Yemen o Afganistán debe de temer más a los accidentes automovilísticos, que a los “drones” que lanzan muerte diariamente, pero no hay ningún inconveniente porque todo fue aprobado por la democracia yanqui.) Por otra parte, parece que el izquierdista o el anarquista tienen más derecho de criticar la violencia, puesto que se oponen al Estado y el capitalismo. De todos modos todavía inventan fantasías donde toman poder, y ejecutan a los parásitos ricos que han sido juzgados y sentenciados a muerte en sus reuniones, y los matan de una manera cruel y sin piedad, no tomando en cuenta que los burgueses también son padres, hijos, esposos, etc. Y obviamente, la violencia en dicha Revolución será la más mínima posible, puesto que, pocos inocentes han muerto innecesariamente en un levantamiento popular…

Nos chocamos con la Gran Ilusión de la Civilización, que nos obliga a preocuparnos por gente que nunca vamos a conocer, a tener empatía con el ciudadano abstracto, el compañero, y un hijo de Dios. Debemos inquietarnos viendo un autobús quemado, o una oficina destruida, o los vestigios de un artefacto explosivo dejado fuera de un ministerio de gobierno. Estamos obligados a preguntarnos cosas como: ¿Qué sucedería si mi hija estuviera enfrente de ese edificio?, ¿y si mi mujer estuviera en esa oficina?, ¿si yo fuera ese científico muerto y cubierto de sangre en el estacionamiento? Bueno, si fuera así, ¿qué cambiaría? Pero en realidad, no estabas allí, entonces, ¿por qué te estás inventando esa película?

¿No es esto la gran narrativa de la civilización, que todos estamos involucrados en este asunto? Es mentira, porque no lo estamos. Eres un eslabón más de la cadena, y si la Gran Maquina de la Civilización escoge rechazarte, serás echado al basurero. No tienes agencia personal, la moralidad es una ilusión. Solamente cubre la violencia y muerte necesaria para producir la comida que comes y la ropa con la que te vistes. Es perfectamente aceptable que numerosos animales mueran, que quemen los bosques, que pavimenten los campos, que millones se hagan esclavos en fábricas, que se erijan monumentos a las personas que destruyeron los mundos de los salvajes, que sacrifiquen los sueños y la sanidad mental de los que viven hoy para obtener un “mejor mañana”, pero por amor de Dios, no dejen un bomba enfrente de un ministerio del gobierno, ¡eso no lo aguantamos!

Aquí te presento la clave de tu liberación: no debes nada a la sociedad, y no tienes que hacer lo que te pide. Esas personas que son asesinadas en el otro lado del mundo no se preocupan por ti, y nunca lo harán. Eres una persona más en sus números de Dunbar: serás un titular en el periódico y serás olvidado. Identificarse con la muerte de un ciudadano o un “hijo de Dios” a miles de kilómetros de ti, es la manera en que la sociedad te manipula para que hagas lo que se te ordena: es una herramienta para tu domesticación y nada más.

El poeta estadounidense Robinson Jeffers escribió que, la crueldad es algo muy natural, pero el hombre civilizado la cree contraria a la naturaleza. Los europeos observaron que algunos  grupos indígenas del norte de la Alta California, eran los más pacíficos a la vez los más violentos: pacíficos porque no tuvieron guerras organizadas, violentos porque usaron la violencia para solucionar problemas interpersonales. Los que se oponen a la más fervientemente violencia eco-extremista, están defendiendo el derecho exclusivo del Estado y la civilización de determinar cuáles, entre los seres humanos, deben vivir o morir. Las personas con esta actitud son propiedad exclusiva del Estado, entonces ¿cómo se atreven los eco-extremistas, a desafiar ese derecho absoluto que ha estado desde hace diez mil años, las leyes que determinan la vida y la muerte?

Termino este discurso con dos citas (¿apócrifas?) de Iosif Stalin, la primera es: “No se puede hacer tortilla sin romper algunos huevos”.  Los que se oponen al eco-extremismo dirán que estamos sacrificando la vida de inocentes para establecer nuestro Paraíso en la tierra. Cualquier persona con la mínima inteligencia que lea un poco, se dará cuenta que esto es mentira. El eco-extremismo no busca romper unos huevos para hacer una tortilla, más bien quiere destruir la caja entera, y si algunos huevos se quiebran en este acontecimiento, ni modo. ¿Cuantos huevos se quiebran en una finca industrial cada día?

La segunda cita de Stalin es: “Una única muerte es una tragedia, un millón de muertes es una estadística”.  ¿No es esta la lógica de la civilización, del izquierdista y del anarquista? Pretenden ignorar que el mundo está siendo destruido por la civilización, se perturban poco por los salvajes que murieron defendiendo la tierra de sus ancestros, se hacen un videojuego en su imaginación donde estrangulan a los capitalistas dormidos en sus camas, pero si ven un autobús quemado o un laboratorio destruido, gritan, “¡Dios mío, qué barbaridad!

Tal vez crees que estos actos son pocos efectivos, tal vez crees que son unos actos de sociópatas, o lo que sea. No queremos cambiar el mundo, preferimos verlo consumido en llamas. Y si no vez que la destrucción de la Tierra, de los ríos, montañas, bosques y océanos, es la verdadera locura, no te podemos ayudar, y no queremos ayudarte. Solo agáchate cuando nos veas llegar.

 

Por: Chahta-Ima

No responses yet

css.php